Las familias numerosas andaluzas que no hayan recibido sus correspondientes carnés acreditativos de tal condición no perderán las bonificaciones que les concede la Junta de Andalucía en las matrículas para la prueba de acceso a la universidad, la antigua selectividad, ahora PEvAU.

La Consejería de Economía, competente en esta materia, ha decidido prorrogar hasta el mes de diciembre de 2020 la posibilidad de presentar dichos carnés ya que la paralización de la administración por el estado de alarma debido a la crisis de la Covid-19 ha provocado un freno importante en la tramitación de estos documentos.

Así, hay muchas familias numerosas andaluzas que, a pesar de cumplir los requisitos y haber presentado su documentación en plazo, no tienen estos carnés en su poder y, por lo tanto, no pueden ejercer los derechos que les corresponden.

Para tratar de paliar esta situación, los alumnos andaluces que tienen derecho a la bonificación por familia numerosa en la matrícula de selectividad, deberán presentar el resguardo de haber hecho la solicitud del carné en tiempo y forma, y dispondrán hasta el mes de diciembre de este año para presentar ante la administración el carné original.

Según la normativa de la Junta, las familias numerosas de carácter general tienen una bonificación del 50% en la matrícula de la prueba de acceso, mientras que las de carácter especial no deben abonar ni un solo euro.

Las tasas de las selectividad en Andalucía son de las más baratas de España, aunque suponen un desembolso para las familias andaluzas ya que la matrícula para la fase general más dos materias de la fase específica es de 88,10 euros. Una cantidad a la que hay que sumar 14,70 euros por cada materia adicional de la fase específica de la que el alumno se quiera examinar para subir nota y poder acceder a la carrera que elija.

 El proceso de matriculación para la Prueba de Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Universidad (PEvAU) estará abierto del 10 al 24 de junio en todas las universidades andaluzas y se deberán tramitar fundamentalmente de manera telemática por los alumnos. En el caso de que haya algún error en los datos o en las bonificaciones durante esta tramitación, los alumnos no deberán grabar los datos y tendrán que ponerse en contacto con sus respectivas universidades para que les resuelvan la incidencia.

A pesar de que ya se han clarificado muchos aspectos relativos a la selectividad todavía hay algunas lagunas que se desconocen. No se sabe, por ejemplo, los centros que albergarán estas pruebas ya que la Junta pretendía que fuesen los propios institutos los que hiciesen los exámenes con el fin de que los estudiantes no tuvieran que realizar muchos desplazamientos.

Fuente: ABC